Es posible que mañana muera y en la tierra no quedará nadie
que me haya comprendido por completo.
Unos me considerarán peor y otros mejor de lo que soy.
Algunos dirán que era una buena persona; otros, que era un canalla.
Pero las dos opiniones serán igualmente equivocadas.

Mijail Iurevicht Lermontov


domingo, 1 de junio de 2014

NO FUE


La botella giró y lo apuntó. Dijo que sí. Giró nuevamente y ahora fue ella la que dijo que sí. Aplausos, risas, cargadas. La verdad a los trece años ruboriza. Él confesó que le gustaba. Ella, que aceptaría la propuesta. Crónica de lo que pudo haber sido y no fue.

3 comentarios: